in

La 4ª temporada de Wallking Dead en Ourense

Los muertos vivientes en la calle del Paseo a la captura del político corrupto

En esta ocasión la epidemia zombie se transmite por una extraña enfermedad, en la que los desfases de los políticos hacen que la gente se convierta en muertos vivientes.

Los zombis están de moda, numerosas series y películas están rompiendo con la audiencia, es más, ahora en cualquier situación un muerto viviente tiene cabida en el mundo del cine.

En la vida real la epidemia zombi también está haciendo mella entre la población, cada día existen más muertos vivientes, muertos que no saben cómo llegar a fin de mes, muertos que no saben cómo pagar la hipoteca este mes, o la factura de la luz, o el gas…

Mientras nuestros queridos políticos no dejan euro tranquilo, arrasan con todo lo que pueden. Son imputados, encausados o simplemente enjuiciados por la prensa y la opinión pública, pero nunca devuelven la pasta. La cárcel ni pisarla, porque unos se escudan en otros y sus partidos pagan las cuantiosas minutas de sus abogados de prestigio.

Los mortales humanos nos tenemos que conformar con ponerlos a parir mientras escuchamos sus declaraciones en las pantallas, o en algún debate en los bares durante el intermedio del R.Madrid, o del Barsa. Bien lo saben ellos, que son como futbolistas todopoderosos que nunca son criticados por los del mismo equipo. De eso se aprovechan, pueden ir a 240 km/h que no irán a la cárcel. Pueden gastarse el dinero del contribuyente en comidas, en cenas, en ron añejo o en lo que le salga de sus reales ganas.

La gente se está cansando señores gobernantes, que mejor que empezar por la propia ciudad en la que vivimos. Busquemos a estos especímenes no humanos y hagámosles saber lo que pensamos de ellos. La boca a demás de para comer sirve para decir lo que uno piensa, la palabra es una gran arma olvidada en estos tiempos. Decir lo que uno piensa no puede ser malo, a lo mucho puede ser pecado.

Nota: La intención de este artículo no es fomentar el canibalismo.

google plus FranAgradecer públicamente a José F. el montaje fotográfico para ilustrar esta noticia.